Un café sin palabras

Hay un pequeño lugar en Nicaragua donde el café se pide tan solo con una mirada o una seña. Un café donde reina la paz y el silencio, donde la única regla es no hablar. Este increíble lugar se llama “El Café de las Sonrisas”, y lo fundó un español, Antonio Prieto, de 40 años.(…)

Sigue leyendo...